Sociales

Viernes, 06 Noviembre 2020

176 aniversario de la Constitución

El 6 de noviembre de 1844 fue promulgada, en la ciudad de San Cristóbal, la primera Constitución de la República Dominicana. Llamada también Carta Magna, Ley Fundamental, Carta Sustantiva o Ley de Leyes, es el texto que nos rige como nación libre, independiente y soberana.

La Constitución se define como la Ley Fundamental, escrita o no, de un Estado soberano, establecida o aceptada como guía para su gobernación. Fija los límites y define las relaciones entre los Poderes Legislativo, Ejecutivo y Judicial del Estado, estableciendo así las bases para su gobierno. Además garantiza al pueblo determinados derechos y libertades.

El Congreso que reúne la Cámara de Diputados y Senadores, en Asamblea Nacional, es el que modifica la Constitución en nuestro país. Tomando como referencia las leyes de Francia y la Constitución de los Estados, la primera Carta Sustantiva fue el conjunto de principios políticos y promesas de Los Trinitarios para convertir la nación dominicana en un Estado unitario, republicano, democrático y representativo.

Nuestra Constitución ha recibido 39 modificaciones, de las cuales 32 han sido directamente con relación al tema de la reelección presidencial. En la actualidad, nos rige la Constitución votada y proclamada por la Asamblea Nacional en fecha 13 de junio de 2015, publicada por la gaceta oficial No. 10805 del 10 de julio de 2015.

El Tribunal  Constitucional  es  el  órgano supremo  de  interpretación  y  control  de  la  constitucionalidad.  Es  autónomo de los demás poderes públicos y órganos del Estado y posee autonomía administrativa y presupuestaria. Fue creado por la Constitución de fecha 26 de enero de 2010. Su misión es garantizar la supremacía de la Constitución, la defensa del orden constitucional y la protección de los derechos fundamentales.

El Tribunal Constitucional fue concebido por la Constitución como el órgano supremo de interpretación y control de la constitucionalidad. Está compuesto por trece miembros que se denominan jueces del Tribunal Constitucional, quienes permanecen en su cargo por un único período de nueve años. La Constitución y la Ley núm. 137-11 establecen un mecanismo para la renovación gradual de la composición del Tribunal Constitucional cada tres años. Los jueces del Tribunal Constitucional son designados por el Consejo Nacional de la Magistratura.

Para poder dar cumplimiento a las atribuciones conferidas expresamente por la Constitución y la Ley Orgánica del Tribunal Constitucional y los Procedimientos Constitucionales, núm. 137-11, las decisiones que dicta el Tribunal Constitucional son definitivas e irrevocables y constituyen precedentes vinculantes para los poderes públicos y todos los órganos del Estado.

El Tribunal Constitucional tiene competencia para conocer en única instancia: las acciones directas de inconstitucionalidad contra las leyes, decretos, reglamentos, resoluciones y ordenanzas, a instancia del presidente de la República, de una tercera parte de los miembros del Senado o de la Cámara de Diputados y de cualquier persona con interés legítimo y jurídicamente protegido; el control preventivo de los tratados internacionales antes de su ratificación por el órgano legislativo; los conflictos de competencia entre los poderes públicos, a instancia de uno de sus titulares; los recursos de revisión que se interpongan contra las decisiones jurisdiccionales que hayan adquirido la autoridad de la cosa irrevocablemente juzgada con posterioridad al 26 de enero de 2010, y en los casos previstos por la Ley 137-11; y los recursos de revisión que se interpongan en relación con sentencias dictadas en materia de amparo.

Visto 222 veces

Siguenos

Buscar